Términos relacionados

¿QUÉ ES ACRELIA NEWS?

Plataforma de email marketing en español con todo lo que necesitas para diseñar, enviar y realizar de forma efectiva el seguimiento de tus campañas de email

REGISTRATE AHORA

SaaS (Software as a Service)

Modelo de negocio basado en el uso de un software como si fuese un servicio en lugar de un producto. De esta manera, los clientes se pueden conectar online al programa o aplicación y se evitan la instalación, además de su mantenimiento.

Gestiona tus envíos de email y SMS desde una sola herramienta, fácil de usar y en español. ¡Prueba ahora!

¿Cómo funciona el Software as a Service?

Lo tradicional era que las empresas comprasen licencias para poder instalar un programa en los ordenadores de sus empleados. Cuando se traslada el programa a la nube y cualquiera puede acceder a él con un usuario y contraseña, se deja de vender software de forma individual y se convierte en un servicio con pagos recurrentes.

En SaaS, los datos se almacenan online. Esto resulta muy práctico para proyectos colaborativos en los que varias personas trabajan con documentos compartidos o cuando es necesario tener acceso a datos de diferentes departamentos. De esta manera, también se puede utilizar el servicio desde otros dispositivos o teletrabajando.

Se basa en suscripciones mensuales que varían de coste según las funcionalidades que se quieran contratar, generalmente divididas en módulos o packs preparados para determinados perfiles de empresas. Así se paga por lo que realmente se está usando y no por el equivalente a todo el programa que se hubiese instalado y quizá nunca se llegaría a implementar.
 

Ventajas del software como servicio

Una de las características del SaaS más valoradas es que evita a la empresa costes de soporte y mantenimiento ya que se ofrecen incluidos en el contrato. Esto supone un ahorro en los costes que, sumado al pago por uso, hace que resulte una inversión asequible para empresas de todos los tamaños: las pequeñas pueden beneficiarse de programas a su medida y las grandes de reducir considerablemente la inversión.

Algunas ventajas pueden volverse inconvenientes, como el hecho de funcionar online. Por un lado, es muy práctico para no tener que preocuparse de forma individual de los problemas porque puedan surgir en cada ordenador donde estuviese instalado el programa. Pero, por el otro, supone que se necesita acceso a internet así, cuando se pierde conexión o el proveedor tiene un problema, se paraliza la empresa.

De hecho, uno de los principales problemas del SaaS es la dependencia de la empresa contratada, especialmente en cuanto a realizar personalizaciones o ajustes imprevistos. Confiar en el proveedor es importante. En este sentido, conviene elegir bien prestando atención, no solo a la seguridad de los datos o la configuración de la privacidad, también a la flexibilidad en los servicios contratados.